La autocrítica de Morales: “Se tendría que haber dado un paso hacia la legalización del aborto”

El gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, se refirió hoy al caso de la menor de 12 años a la que se le practicó una cesárea la semana pasada para interrumpir un embarazo de 23 semanas como consecuencia de una violación, y que volvió a marcar un punto de conflicto entre los sectores que se manifiestan a favor y en contra de legalizar el aborto, sobre todo luego de la confirmación el martes pasado de la muerte de la beba.

“En lo personal estoy en contra del aborto, pero se tendría que haber dado un paso hacia la legalización, en particular en muchos casos de adolescentes o situaciones injustas que no debieran penalizarse”, expresó el mandatario provincial en radio La Red.

Y amplió: “Lamentamos mucho lo ocurrido; se ha cumplido con la ley, con la voluntad de la niña, de la madre y se han hecho todos los esfuerzos conformes a todos los protocolos del país para salvar la vida de la niña, que era la prioridad porque corría riesgo, y luego la del bebé, pero las cosas salieron mal y los extremos de ambos sectores no están conformes”.

La menor de 12 años arribó al Hospital Materno Infantil Héctor Quintana de Jujuy hace dos semanas. Su madre denunció que había sido violada por un vecino. Tanto la menor como la madre aceptaron, mediante un consentimiento firmado, que se realizara la cesárea y la intervención fue ordenada por la Justicia, que tuvo en cuenta el protocolo de interrupción del embarazo contemplado en la ley. “Estoy tranquilo de haber tomado la decisión correcta”, enfatizó Morales.